lunes 29 de noviembre de 2021 - Edición Nº1090

Dolores | 15 oct 2021

En enero de 2023 arrancará el juicio a los rugbiers por el crimen de Fernando Báez Sosa

El debate, donde serán juzgados los ocho jóvenes detenidos, tendrá 22 audiencias. La cantidad de testigos que deberán declaran serán un total de 130.


Los ocho jóvenes detenidos acusados de haber matado a golpes a Fernando Báez Sosa, crimen ocurrido a la salida de un boliche en Villa Gesell, comenzarán a ser juzgados el 2 de enero de 2023, en plena feria judicial de verano, y se realizará en 22 jornada.

Así lo dispuso el Tribunal Oral en lo Criminal (TOC) 1 de Dolores, integrado por los jueces María Claudia Castro, Christian Rabaia y Emiliano Lázzari, en el “auto de prueba”, con el que notificó a las partes la fecha de inicio del juicio oral, entre otras resoluciones.

Pese a que tanto los abogados Fernando Burlando y Fabián Améndola, que representan como particulares damnificados a los padres de Báez Sosa, como el defensor de los imputados Hugo Tomei, habían sugerido que el debate se haga a razón de dos jornadas por semana, por las actividades que los letrados tienen en otras jurisdicciones, el TOC 1 optó por hacer el juicio en enero de 2023, durante la feria de verano, para que no tengan problemas de agenda.

“A los fines de no demorar este proceso, ni alterar los restantes (expedientes) en trámite ante el tribunal, encontrándose solo disponibles los meses de enero (por su afectación al servicio de feria judicial) y de acuerdo a los requerimientos de las partes, consideramos ajustado a las necesidades de todos los intervinientes, atendiendo al principio de celeridad en respeto de las garantías procesales antes esgrimidas, fijar para la realización del juicio oral y público 22 jornadas, que se llevarán a cabo a partir del 2 de enero de 2023 de lunes a viernes”, se sostuvo en la resolución del TOC N° 1 de Dolores.

“Este tribunal no posee en el próximo año y parte del siguiente (2023), disponibilidad en su agenda para llevar adelante un debate con la extensión del presente, al menos sin desmedro de los derechos de otras personas -en su mayoría privadas de la libertad- que esperan la realización del juicio en cada caso”, aclararon los jueces.

Además, en otro tramo de la resolución, se indicó que la cantidad de testigos que deberán declaran serán un total de 130 y se fijaron 120 días para la instrucción suplementaria, que son algunas medidas de prueba pendientes y pedidas por las partes a las que accedió el TOC 1 dolorense.

De acuerdo con la elevación a juicio ordenada en febrero por el juez de Garantías 6 de Gesell, David Mancinelli, y confirmada en abril por la Cámara de Apelación y Garantías de Dolores, enfrentarán el proceso oral Máximo Thomsen (21), Ciro Pertossi (21), Luciano Pertossi (19), Lucas Pertossi (22), Enzo Comelli (21), Matías Benicelli (21), Blas Cinalli (20) y Ayrton Viollaz (22).

Los ocho rugbiers acusados de matar a Báez Sosa afrontan cargos por “homicidio doblemente agravado por alevosía y por el concurso premeditado de dos o más personas”, delito que prevé una pena de prisión perpetua. Además, en el juicio se debatirán las responsabilidades penales de todos ellos por las lesiones sufridas por cinco amigos de Fernando que se encontraban con él cuando fue asesinado.

En la causa fueron sobreseídos otros dos jóvenes acusados de ser partícipes necesarios: Juan Pedro Guarino (19) y Alejo Milanesi (20). (DIB) 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias